23.4 C
Buenos Aires
2 diciembre, 2022 8:49pm

¿Cómo comprar mis primeras puntas de ballet?

Claro que las puntas de ballet son un elemento fundamental para todo profesional de la danza, y por lo tanto, su correcta elección es uno de los factores que más se deben tener en cuenta.

 

Es necesario ser cuidadoso y tener en cuenta la fuerza y forma de nuestro pie para poder guiar nuestra primera elección de puntas de ballet. Además debemos preguntarnos ¿Qué tipo de uso van a tener?

 

Pero antes de hacer la primera elección de nuestras zapatillas, es necesario tener una pequeña precaución en cuenta y es que, las puntas de ballet, han de comenzar a usarse cuando el pie está totalmente formado y, el bailarín, ha pasado por una entrenamiento previo. Esto no es solo por mero gusto, sino también para poder evitar lesiones en el futuro. 

 

A la hora de comenzar con la elección de unas puntas adecuadas, es importante que conozcamos la forma de nuestros pies. Si tenemos un dedo más largo que el resto, probablemente las zapatillas de caja estrecha sea la adecuada. 

 

Las cajas deben adecuarse a nuestro pie. Pueden ser más anchas, más angostas, más largas o más cortas. Será nuestro trabajo reconocer cómo se siente nuestro pie dentro de la caja. 

 

Los dos factores más importantes son la anchura y el alto de la caja. Esto puede variar según el modelo de puntas de ballet que elijas.

 

    • La anchura: Puede ser totalmente homogénea, estrecharse hacia el final del pie o ser un poco ovalada.
  • La altura: Dependerá de lo largos que tengamos los dedos o de la flexibilidad con la que contemos. Además debe tenerse en cuenta si tenemos mucho empeine porque esto podría hacer que el pie se venza hacia delante. 

 

¿La talla de las puntas de ballet es igual a la del calzado del día a día?

 

La talla de la zapatilla se determina al ponernos el par y poner el pie plano en el suelo. Los dedos deben quedar justos, ni muy apretados ni muy holgados, por lo que nuestra talla puede tener una leve diferencia con el talle de nuestro calzado normal. 

 

Luego de medir nuestro pie de esta manera, haremos un plié en segunda posición comprobando que el talón esté cómodo y el tendón de Aquiles no se lastime. 

 

Por último, colocaremos el pie en punta. El objetivo de esto es ver si sobra demasiada tela en la parte del talón al hacerla.

Para esos casos especiales en los que las puntas de ballet nos quedan bien pero, de igual manera, nos sobra espacio en el talón al subir, existen diferentes métodos que puedes evaluar. Uno de los más usados es poner cintas  ajustadas por un nudo alrededor del borde de la zapatilla.

La pala también es importante. Se trata del soporte de la zapatilla. Su dureza debe determinarse según la fuerza con la que cuente nuestro pie, la flexibilidad, el peso y la forma. La altura del profesional de la danza también puede influir. 

Generalmente cuando elegimos por primera vez una puntas de ballet, la pala debe ser blanda. A medida que nos acostumbramos a las zapatillas y a la danza será más fácil pasar a palas más duras. 

Las palas pueden ser más o menos largas y estar partidas, es decir, que en una zona determinada de la suela serán un poco más blandas, de manera que subir a la punta sea más sencillo. 

Ten en cuenta que usar las zapatillas adecuadas, no significa que sean las puntas de ballet perfectas para toda tu vida. Usarlas e ir perfeccionando nuestro gusto y comodidades es parte de convertirse en un profesional.

¿Te interesa encontrar tus puntas de ballet perfectas?

Capezio es la mejor opción. Esta marca cuenta con un renombre internacional en lo que a danza respecta. No te pierdas la oportunidad de bailar con el material que utilizan los profesionales. 

 

 

 

 

 

Más articulos

Últimas noticias